II Concentración Ferrari Costa Dorada - Tarragona
      (1, 2 y 3 de Febrero de 2013)


      Después del éxito conseguido con la primera Concentración Ferrari Costa Dorada, celebrada durante el año pasado, la comitiva ferrarista volvió a disfrutar de nuevo del agradable clima de la zona mediterránea. En esta ocasión se pudo disfrutar de la Costa Dorada de interior y descubrir una de sus actividades gastronómicas más típicas: la Calçotada.

      El viernes por la tarde se inició la concentración en el Hotel Gran Claustre de Altafulla, se repartieron las credenciales junto con unos presentes otorgados por Perfumerías Júlia. Y sin tiempo que perder, los cavallinos rampantes pusieron rumbo hacia la ciudad de Reus para visitar la emblemática bodega De Muller de la Denominación de Origen Tarragona. En ella, los asistentes conocieron la historia y el proceso de vinificación de esta centenaria bodega que realiza vinos desde el año 1851.

      Para acabar el día, nuestros míticos y exclusivos vehículos se dirigieron hacia el entorno único del Restaurante La Boella. Así nuestros ferraristas volvieron al hotel para descansar y coger fuerzas para el día siguiente.


Cliquear sobre las fotos pequeñas, para verlas ampliadas


Cliquear sobre las fotos pequeñas, para verlas ampliadas

      El sábado amaneció con un cielo y un sol espléndido. Así, con el incondicional apoyo de un tiempo excelente, nos dirigimos a la milenaria ciudad de Tarragona, declarada patrimonio mundial por la UNESCO. Aparcamos nuestros coches en la concurrida Rambla Nova de la que fuera capital de la Hispania Citerior. Nos dio la bienvenida la Sra. Patricia Antón, Regidora de Comercio y Turismo para darnos paso a una visita con un guía que nos deleitó con las maravillas e historias de la Tárraco Romana.

Cliquear sobre las fotos pequeñas, para verlas ampliadas


Cliquear sobre las fotos pequeñas, para verlas ampliadas

      Abandonamos la capital para entonces recorrer las carreteras del interior que nos llevaron a la conocida como Ruta del Císter, que une varios monasterios de esta orden monacal. Tras pasar por Santes Creus, fuimos en dirección a Santa Coloma de Queralt i Rocafort de Queralt, la mayor parte del tiempo rodeados de campos de cultivo, para poco a poco llegar a la localidad medieval de Montblanc, la villa Ducal.

      Tras ver las espléndidas y bien conservadas murallas de la localidad, que antaño protegieron a sus aldeanos, era el momento de iniciar los actos gastronómicos. En un salón privado del restaurante Molí del Mallol se habilitó una larga mesa para todos los participantes y se dispusieron 6 copas por persona para realizar una cata de vinos de la tierra.

Cliquear sobre las fotos pequeñas, para verlas ampliadas


Cliquear sobre las fotos pequeñas, para verlas ampliadas

      Para la ocasión, se desplazaron hasta el restaurante tres conocidos bodegueros que presentaron cada uno, dos vinos de su producción y explicaron los procesos y la historia que se esconde detrás de cada caldo. Los asistentes pudieron conocer una variedad autóctona de la zona: el Trepat.

      Los vinos presentados fueron:
      • Bodega Gatzara Vins: Criança 2008 y Trepat 2011
      • Bodega Mas Foraster: Trepat 2011 y Blanc Selecció 2012
      • Bodega Vidbertus: 996 y Ud2

      Tras las magistrales clases de vino, los asistentes pasaron al plato fuerte del día, la degustación de la típica calçotada, que se realiza de pie y con una salsa parecida al romesco que hizo las delicias de los participantes, todos ataviados con sus baberos para que la traicionera salsa no manchara nuestras ropas. !Estábamos de foto!

      Se nos hicieron las tantas y la tertulia y sobremesa se alargó muchísimo. Parecía que nadie quería marcharse, pero era hora de volver a nuestros Ferrari y volver al hotel. Se dispusieron diversas actividades para acabar bien la tarde. La opción adrenalina, para aquellos con ganas de más caña, que pudieron asistir al circuito de karts de El Vendrell. La opción Maquillaje para las señoras que se querían poner guapas para la gran cena, gentileza de Perfumerías Júlia. Y finalmente se disponía de la opción Relax, ofrecida por el propio Hotel Gran Claustre, donde se podía disfrutar de los servicios termales y otras terapias sin salir del hotel.

      Entrada ya la noche, se celebró la cena de Gala y en esta ocasión, el evento volvió a contar con protagonismo para el vino de la zona. Concretamente durante la cena se sirvieron vinos de la bodega Mas Vicenç de la DO Tarragona. Durante la cena y como ya viene siendo tradición, se proyectaron las imágenes captadas por nuestro fotógrafo Pierre Grubius algunas de ellas espectaculares y se sortearon diferentes obsequios gentileza de Joyería Marta Serrano de Cambrils, Juncosa Pell i Complements de Reus, Perfumerías Júlia de Tarragona y Hotel Gran Clautre de Altafulla.

Cliquear sobre las fotos pequeñas, para verlas ampliadas


Cliquear sobre las fotos pequeñas, para verlas ampliadas

      Todo lo bueno se acaba. El domingo, último día de la II Concentración Costa Dorada, amaneció de nuevo con un espléndido sol que invitaba a practicar un bautismo de golf en las instalaciones de Lumine Beach Club. Durante el curso de iniciación al golf nos relajamos en este excelente complejo considerado uno de los más exclusivos resorts que combina playa, golf y relax.

      Así, de esta forma tan relajada, dimos por finalizada la concentración ferrarista, con ganas de volver de nuevo a visitar la Costa Dorada y disfrutar de todo lo que nos puede ofrecer.

      Ya falta menos para volver a esta fantástica tierra, llena de historia, y llena también de sinuosas carreteras que hacen las delicias de cualquier amante del motor.


    Texto: Nimia (www.nimia.net) y Ernest Mestres Folch
    Fotografías: Pierre Grubius
    © Copyright 2013 – Ferrari Club España


    Volver al Indice de Eventos


© Copyright - Ferrari Club España - Todos los derechos reservados - All Rights reserved